Edén del Caribe mexicano

La blanca arena acaricia tus pies mientras que la brisa humedece tu pelo y la calidez del sol toca tu piel. Placeres naturales que son la esencia de La Zebra, Tulum.
Hombre Maxim   |  2015-07-09  Redacción MAXIM



Es un rincón de la Riviera Maya ideal para nacionales y extranjeros que desean pasar días llenos de energía en el mejor  de los resorts, un lugar de encuentros que crea memorias. Perfecto para parejas y familias, en donde a través de una experiencia sensorial, el huésped se sumerge en la pureza del caribe mexicano. 



El lugar cuenta con cabañas típicamente mexicanas que presentan un lujo descalzo y suites contemporáneas que, valiéndose de muebles, texturas y colores, cuentan la historia del nuevo diseño mexicano. 



Sus tipos de alojamiento ofrecen una Suite Royal de dos pisos junto al mar, ideado para familias o cuatro personas; cabañas con vista al mar y al jardín; y cabañas del lado de la selva, perfectas para ir en pareja. Durante tu estancia, disfrutarás de sábanas de lujo, distinguida decoración de playa, tonos de colores tenues y brillantes, techos de palapa y otros elementos rústicos.



Por su parte, la gastronomía del lugar celebra los sabores e ingredientes nacionales; ahí, el comensal del restaurante La Zebra continúa gozando su estancia al conocer más de nuestra cultura. Incluso, recientemente la coctelera del lugar fue honrada con el mejor mojito entre todos los contendientes restauranteros de Tulum. Una receta secreta que se inicia con jugo de caña fresco, que hace de cada bebida servida una experiencia única.  



En cuanto a la diversión que puedes encontrar, la variedad es casi infinita: kayak, buceo, kitesurf, pesca, visita los cenotes de agua dulce, las ruinas mayas de Tulum edificadas a la orilla del mar, así como las ruinas de Chichen Itzá y Coba que se encuentran a pocos kilómetros. Además, existen actividades con delfines, paseos en los que encontrarás arrecifes de coral, monos, mariposas y mucho más. 

Tags: Viaje , Caribe , vaciones
Foto: La Zebra